jueves, 4 de septiembre de 2014

Engaños publicitarios

Lo que os voy a contar hoy no es algo reciente, pasó hace varios meses pero en su momento no tuve tiempo para darle más visibilidad.

No es raro encontrar casos de fotógrafos a los que les han robado las fotos en periódicos o medios de comunicación sin su conocimiento, pero el caso de que existan escuelas que vendan cursos de Photoshop, con fotógrafos en plantilla, que usen una imagen robada, y además de un fotógrafo internacional, me parece bastante más llamativo. Con esto no quiero decir que el resto de casos me parezcan menos importante, ni muchos menos.

La cuestión es que si estás vendiendo un curso de fotografía y photoshop y tienes a gente capacitada para impartir las clases, lo normal es que usaran como reclamo una imagen del propio profesorado, no una pillada por ahí.

Puede que a muchos no os suene Oleg Dou, más que fotógrafo, retocador, ya que aunque usa la fotografía como base, su estilo corresponde a la manipulación digital, perfecto para vender un curso de retoque y edición.

Pues bien, quiero que veáis una de sus imágenes, no es la original a la que me refiero, porque posiblemente con el paso del tiempo perfeccionara y modificara la serie, pero basta como ejemplo:


Y ahora quiero que observéis el anuncio de esta escuela:


No creo que sea una casualidad, sinceramente, es mas bien un uso indebido, y a sabiendas, de una fotografía de autor. Aún así, amablemente les pregunté en un comentario si sabían que el propio fotógrafo conocía que utilizaban su trabajo como reclamo. Evidentemente nunca obtuve respuesta, y por supuesto, ese anuncio sugerido acabó desapareciendo de mi Facebook.

Con esto quiero mostrar que si los propios del gremio son los primeros en engañar a la gente, mal vamos. Pero además, que si tenéis pensado estudiar en alguna escuela, os documentéis lo máximo posible, no sólo mirando su web, sino también buscando opiniones y sobre todo, y considero más importante, visitando las instalaciones, hablando con el personal de allí y viendo el ambiente que se respira, aunque parezca una tontería, influye y ayuda a tomar más de una decisión.

Es un poco triste que a día de hoy, hasta una escuela robe el trabajo de otros para promocionarse, así que ya sábeis, no es oro todo lo que reluce.